Prácticamente todas las religiones afirman creer en Dios; la mayoría de las religiones tienen fundadores que dicen estar hablando en nombre de Dios; y algunas incluso declaran la divinidad de sus fundadores.

Pero solo Jesús nos da el ultimátum: elige trabajar para Dios o elige trabajar por dinero (Mateo 6:24).

Solo Jesús hizo la increíble afirmación de que Dios, su Padre, alimentaría y vestiría a cualquiera que trabajara para Él en la construcción de este nuevo gobierno del que habló, llamado “el reino de Dios” (Mateo 6:33).

Esta enseñanza significa que su discurso sobre un reino invisible es mucho más que una vaga filosofía. Si alguien realmente cree lo que Él está diciendo, se producirá un cambio de estilo de vida visible y revolucionario. Y ese cambio de estilo de vida servirá como una muestra poderosa para el resto del mundo de lo que Dios tenía en mente cuando puso a Adán y Eva por primera vez en el Jardín del Edén. Veamos algunas de las enseñanzas de Jesús sobre este tema.

En el centro de su famoso Sermón del Monte (Mateo, capítulos 5-7), Jesús nos manda a no acumular riquezas (Mateo 6:19-21).

Él dice que no podemos trabajar para Dios y para el dinero al mismo tiempo, como tampoco puede hacerlo un empleado para dos empleadores al mismo tiempo (Mateo 6:24).

Luego nos dice que no nos preocupemos por nuestras necesidades materiales porque nuestro Padre en el cielo nos cuidará si primero buscamos construir su reino (Mateo 6:33).

Él dice que ninguna otra religión confía en Dios para satisfacer las necesidades materiales de todos; y que la fe en esta enseñanza hace que sus seguidores sean únicos con respecto al resto del mundo (Mateo 6:31-32).

Él dice que las aves no tienen empleos, y sin embargo, Dios las alimenta; y las flores no tienen empleos, y sin embargo, Dios las viste (Mateo 6:25-30).

Y dice que este tema es para el resto de sus enseñanzas, lo que es el ojo para el resto del cuerpo: si lo tenemos bien, entonces todo el cuerpo (de creencias) se beneficiará, pero si lo corrompemos, entonces todo el cuerpo (de las creencias) sufrirá (Mateo 6:22-23).

Ese mismo sermón concluye con la historia de una persona sabia y una persona tonta. La persona sabia escucha lo que Jesús ha dicho y luego lo obedece; pero el necio lo oye y luego no lo obedece (Mateo 7:24-27).

Jesús dice: "No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos" (Mateo 7:21).

Esto es algo serio. Está respaldado por el resto de lo que Jesús hizo y dijo; y, sin embargo, ha quedado fuera de las enseñanzas de cada denominación “cristiana” en el mundo.

Jesús dijo a los que lo rechazaron después de escucharlo enseñar: "¿Nunca leísteis en las Escrituras: La piedra que desecharon los edificadores, ha venido a ser cabeza del ángulo" (Mateo 21:42).

Ciertamente, la historia de la iglesia cristiana ha sido una de constructores necios que han creado denominaciones en las arenas de las tradiciones religiosas mientras han dejado de lado la roca sólida de las enseñanzas de Cristo.

Persecución

Jesús fue crucificado después de aproximadamente tres años de enseñar este tipo de cosas. Obviamente, estaba golpeando en un punto doloroso, y eso enfureció a la gente.

Sus enseñanzas sobre el dinero no son declaraciones políticas sobre los sistemas económicos, sino que son declaraciones espirituales sobre los corazones de las personas en todas partes y en todas las épocas.

Pablo dijo: "raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores" (1 Timoteo 6:10).

No puedes señalar el error fundamental en la vida de otra persona sin obtener una de dos reacciones: aceptación de la crítica y un cambio dramático para bien; o rechazo a la crítica e ira extrema contra ti por señalar su pecado. La segunda reacción es la más común. Jesús fue llamado un demonio por decir estas verdades incómodas, y dijo que sus seguidores también serían llamados demonios (Mateo 10:24-25 y Mateo 12:24). Dijo que nos atacarían en las congregaciones religiosas y nos llevarían a los tribunales por seguirlo (Mateo 10:17-18). Él dijo que nuestros propios padres e hijos se volverían contra nosotros (Mateo 10:36-37).

Jesús fue prácticamente un proscrito... un hombre buscado, oculto de las autoridades de su época (Juan 11:57). Él se escabullía al templo temprano en la mañana y reunía a una multitud de simpatizantes antes de que aparecieran los líderes de la iglesia (Lucas 19:47-48), luego se escabullía a uno de sus escondites en la noche cuando no estaban mirando.

Por eso tuvieron que pagarle a Judas para que les mostrara dónde podrían arrestar a Jesús, lejos de las multitudes. Y todo esto está predicho para cualquiera que elija seguirlo también.

¿Qué depara el futuro?

Poco antes de ser ejecutado, Jesús predijo un momento en el que sería tan popular llamarse un cristiano que los falsos maestros de toda persuasión afirmarían hablar en su nombre (Mateo 24:5). En ese momento, cuando era contra la ley creer que Jesús era el Mesías, esto sonaba como una ilusión de grandeza (Juan 9:22).

Pero exactamente lo que predijo Jesús está sucediendo hoy.

En Estados Unidos sería un suicidio político para un candidato presidencial afirmar que es cualquier cosa menos que un cristiano. Y es cada vez más importante que afirmen ser cristianos "nacidos de nuevo" también.

Jesús dijo que el pecado eventualmente destruiría el amor que una vez existió en la iglesia, y dijo que en los últimos días habría muchos falsos maestros que engañarían a las personas (Mateo 24:11-12). Él dijo que ellos se especializarían específicamente en hacer milagros (Mateo 24:24).

La palabra "Cristo" significa "el ungido de Dios", y Jesús dijo que muchos de estos líderes afirmarían tener la unción de Dios, pero advirtió que serían falsos "ungidos". Eso también está sucediendo en las iglesias de hoy.

Dijo que las personas religiosas dirían: "Mirad, aquí está el Cristo, o mirad, allí está", pero que no deberíamos ir tras ellos (Mateo 24:23).

Y dijo que la gente hablaría de que Jesús regresaría en secreto, cuando en realidad se verá desde un extremo del cielo hasta el otro, como el relámpago atravesando el cielo (Mateo 24:26-27). Todo esto está sucediendo hoy.

Pero antes de que Jesús pueda regresar, sus enseñanzas (estas “buenas nuevas sobre el reino de Dios") deben ser predicadas en todo el mundo (Mateo 24:14).

Los misioneros han estado en todos los países del mundo durante muchos años. Pero no están enseñando a las personas a obedecer el evangelio (Romanos 10:16; 2 Tesalonicenses 1:8; 1 Pedro 4:17). Es nuestro trabajo llevar este evangelio a todo el mundo antes que Jesús pueda regresar.

Pero habrá una gran "Tribulación" por delante (probablemente provocada por nosotros al predicar este mismo evangelio). La gente no podrá comprar o vender sin una "marca" en su mano o en su frente (Apocalipsis 13:16-18), ya que el gobernante de un nuevo imperio mundial intenta ganar la lealtad de todos en la tierra. Por supuesto, si podemos aprender a confiar en Dios y vivir por fe ahora, entonces no será tan traumático para nosotros después.

La mayoría de los así llamados “cristianos” ofrecerán poca resistencia a recibir la marca, aunque la Biblia advierte seriamente que cualquiera que lo tome será maldito. Después de todo, Jesús dio advertencias similares sobre cualquiera que no obedezca sus enseñanzas, pero los falsos maestros continúan enseñando lo contrario, y nadie se queja. Como fue en los días de Noé, han perdido su fe en cualquier cosa que no sea el aquí y ahora (Mateo 24:38-39; 2 Pedro 3:3-4).

La Cruz de Cristo

Ahora llegamos al final de la vida de Jesús en la tierra. Como Él predijo, fue capturado por los líderes religiosos y ejecutado. Su cuerpo fue encerrado en una tumba, pero tres días después volvió a la vida y escapó. Visitó a sus seguidores en varias ocasiones después de su resurrección, luego ascendió al cielo. La muerte de Jesús fue prueba de su compromiso. Murió como mártir por lo que creía. Su amor por las personas a las que llegó a alcanzar fue suficiente como para estar dispuesto a dar su vida por ellas (Juan 15:13-14).

Todo eso es inspirador; pero su muerte fue más que eso. Él no solo murió. También se levantó de entre los muertos. Y su resurrección es el sello final de aprobación de Dios sobre Él como El Mesías, El Hijo de Dios, El Salvador del mundo.

Por supuesto, no puedes decir con solo leer esto que la resurrección sucedió alguna vez. Todo lo que tienes que juzgar son sus enseñanzas. Dios mismo te está hablando a través de ellas. Como los otros discípulos, solo necesitas responder a sus enseñanzas. Si realmente es todo lo que decimos que es, Dios mismo te mostrará el resto. Mientras tanto, solo actúa sobre la verdad de lo que Él enseñó.

Hemos compartido muchas de sus enseñanzas contigo en este artículo, y te hemos transmitido su Espíritu. Pero no significa nada a menos que lo recibas y actúes en consecuencia. Jesús dijo: "El que quiera hacer la voluntad de Dios, conocerá si la doctrina es de Dios, o si yo hablo por mi propia cuenta" (Juan 7:17; Juan 13:17).

Si comienzas a practicar sus enseñanzas, descubrirás que no puedes seguirlas perfectamente. Pero esa es la otra cosa hermosa acerca de la cruz de Cristo. Dios lo ha aceptado como un sacrificio perfecto por todos los pecados de las personas que sinceramente desean servirle. No 'dices una pequeña oración' para obtenerla, pero la obtienes al creer en Dios. No estamos hablando de discusión grupal de fe. Estamos hablando de salir y practicar lo que Él llama fe.

Cualquiera que tenga fe en Dios escuchará a Dios hablar a través de las enseñanzas de su Hijo. Y si tratas de obedecer esas enseñanzas, Dios compensará esos lugares donde te quedas corto. Él puede ver el interior de nuestros corazones. Y aquellos que están haciendo lo mejor que saben para andar en la verdad, están cubiertos por la sangre de Jesús por todos sus pecados.

Por supuesto, aquellos que solo quieren excusarse de la obediencia sobre la base de alguna enseñanza pervertida sobre el perdón recibirán algunas revelaciones terribles cuando estén ante Dios. No seas parte de ese grupo.


Otros Artículos de Interés




Escribir un comentario




Completa el rompecabezas abajo y apreta "enviar":