En este artículo vamos a compartir información útil sobre virtudes y vicios, cómo reconocerlos y cómo mejorar nuestro carácter. Para navegar más rápido, haz click en la parte que más te interese:

 

  • Una lista de los vicios más detestables en personas que dicen ser creyentes.
  • Un sistema de evaluación que podrás usar para descubrir cuáles son tus virtudes y vicios (¡y los de tus amigos!).
  • Una lista de artículos que te ayudará a desarrollar más virtudes y superar tus vicios.
  • ¡Una oportunidad para que compartas tus comentarios, experiencias y sugerencias!

 

 

¿Qué es una virtud?

En general, se entiende que una virtud es una cualidad positiva y estable en una persona que genera acciones asociadas al bien.  En el caso de las personas de fe, son las cualidades que profundizan positivamente nuestra relación con Dios y con los demás.

LISTA DE VIRTUDES EN ORDEN ALFABÉTICO

agradecido
alentador
amoroso
ayudador
casto
claro
compasivo
compañero
comprometido
comunitario 
confiado
consistente
creativo
creyente
disciplinado
divertido
dominio propio
empático
enfocado 
escuchador
entusiasmado
fidedigno
flexible
frugal
honesto
justo
limpio
optimista 
organizado
pacífico
paciente
perdonador
perseverante
respetuoso
responsable
sabio
sacrificial
trabajador
valiente
visionario

Volver al Menú

¿Qué es un vicio?

Un vicio es una cualidad desagradable y negativa que posee una persona y que genera acciones asociadas all mal.  Para los que profesan creer en Dios, los vicios son las cualidades que afectan negativamente nuestra relación con Dios y con los demás.


LISTA DE VICIOS EN ORDEN ALFABÉTICO

abusivo
agrandado
agresivo
arrogante
avaro
burlador
cobarde
codicioso
confuso 
cruel
cínico
deprimido
desagradecido
deshonesto
desordenado
egoísta
envidioso
exagerado 
hablador
hipócrita
ignorante
individualista
inestable
infiel
intolerante
irrespetuoso
manipulador
materialista
negativo
orgulloso 
perezoso
poco confiable
rencoroso
sabe-lo-todo
santurrón
sensual
tacaño
temperamental
terco
vulgar 

Volver al Menú


SISTEMA DE EVALUACIÓN


En nuestra comunidad, a veces usamos este sistema de evaluación para ver cuáles son nuestras virtudes y vicios más evidentes. Así logramos obtener claridad sobre cómo nos está yendo espiritualmente y en qué cosas debemos enfocar nuestra atención.

Para mayor beneficio, es mejor usar este sistema de evaluación entre personas que se conocen bien y tienen una buena relación.  Cuantas más personas participen del ejercicio, mejor idea tendrás de cómo te ven los demás (en comparación con lo que piensas de ti mismo).  Dependiendo del resultado, esto puede ser alentador o deprimente.  Pero recuerda, nadie es perfecto.  El propósito del ejercicio no es condenarnos, sino mostrarnos qué cosas podemos mejorar.

Si no vives en comunidad o no tienes parientes o amigos de confianza con quienes hacer el ejercicio, puedes hacerlo contigo mismo, aunque no será la manera más fidedigna de evaluarte, salvo que te esfuerces en ser muy sincero sobre tu estado espiritual.

Este sistema de evaluación funciona mejor cuando tomas 10 cualidades para evaluar.  Cada virtud tiene un vicio correspondiente (generoso/tacaño; consistente/inestable; humilde/orgulloso).  Elije diez de las cualidades que más te llaman la atención (o que son más pertinentes al grupo con el que haces la evaluación) y haz una lista de cada virtud y vicio correspondiente.

Toma por ejemplo la siguiente lista de virtudes y vicios:

Amoroso/Egoísta
Generoso/Tacaño
Agradecido/Desagradecido
Honesto/Deshonesto
Humilde/Orgulloso
Organizado/Desorganizado
Valiente/Cobarde
Trabajador/Perezoso
Perdonador/Rencoroso
Escuchador/Hablador

Si lo estás haciendo con un grupo de personas, tendrán que ponerse de acuerdo sobre que 10 virtudes/vicios pondrán en la lista.  Cada persona escribirá su nombre en su hoja.  Debajo de su hoja, cada uno escribirá la lista de 10 virtudes/vicios que todos decidieron usar para la evaluación. 

Primero te evalúarás a ti mismo anotando el número 1 sobre tu virtud más fuerte tienes y el 10 para el vicio más fuerte.  El objetivo es poner la lista en orden de prioridad, empezando por tus fortalezas (del 1 al 5) y terminando por tus debilidades (del 6 al 10).  Por ejemplo, si creyeras ser una persona muy generosa, pondrías un 1 donde dice "Generoso/Tacaño", mientras que si tu peor cualidad (de las que están en la lista) fuera ser perezoso, pondrías un 10 al lado de "Trabajador/Perezoso". 

Recuerda, no estás preguntándote, "¿Del 1 al 10 cuán bien me va en esto?; sino más bien, ¿De las diez cualidades, cuál es la mejor en mi, la segunda mejor, la tercera, etc.?.

Es más fácil pensar los extremos de la lista primero.  El número 1 en la lista será la virtud más fuerte en la persona y el número 10 la virtud menos fuerte (o el vicio más fuerte, dependiendo de tu perspectiva).  Cuando la cualidad se encuentra dentro de los primeros cinco números (1-5), se la considera como virtud, y cuando se encuentra en los últimos cinco números (6-10) se considera como vicio. 

Una vez que te hayas evaluado, pasarás tu papel a otra persona quien hará lo mismo, pensando en tus cualidades y enumerándolas por prioridad de acuerdo a lo que ella percibe de tu personalidad. Tú harás lo mismo con el papel de esa persona y con las demás personas.

Cuando terminen, cada persona tendrá su papel con los números puestos por sí misma y por los demás, donde estará enumeranda cada virtud/vicio en orden de prioridad.  En un grupo de 4 personas, el papel se verá algo así (obviamente las prioridades serán diferentes para cada persona):

Amoroso/Egoísta...
Generoso/Tacaño...
Agradecido/Desagradecido...
Honesto/Deshonesto...
Humilde/Orgulloso...
Organizado/Desorganizado...
Valiente/Cobarde...
Trabajador/Perezoso...
Perdonador/Rencoroso...
Escuchador/Hablador...
4
7
3
6
9
8
1
2
5
10
5
8
2
9
6
10
3
1
4
8
7
10
1
8
5
9
2
4
3
6
4
7
5
8
9
2
3
1
6
10


En este ejemplo, vemos que la primer persona puso el número 1 para Valiente, el 2 para Trabajador, el 9 para Orgulloso, y el 10 para Hablador.  Pero las otras tres personas lo evaluaron un poco diferente.

Ahora, se tiene que tomar el promedio de los puntajes.  En el ejemplo que dimos, con cuatro personas, se sumarían los puntos para cada virtud (por ej. Para Amoroso/Egoísta la suma sería 20 puntos).  Luego se divide por la cantidad de personas que evaluaron (en este caso se divide por 4, y el resultado final para Amoroso/Egoísta sería 5 puntos).

Una vez que tienes los promedios para cada virtud, te enfocas en las dos o tres virtudes que tienen MENOS puntos y en los dos o tres vicios que tienen MÁS puntos. Los números entre 4 y 7 no son significativos, ya que están en el promedio.

En el ejemplo que dimos, el resultado puesto en orden de mejor virtud a peor vicio sería:

Trabajador
Valiente
Tacaño
Hablador

Es decir, la persona es muy trabajadora y valiente, pero necesita ser más generosa y escuchar más a los demás.

Cuantas más personas hayan para participar en la evaluación, mejor idea tendrás de tus virtudes y vicios, mientras sean personas que se conozcan bien.  No tiene tanto sentido pedirle a un desconocido que te diga lo que él piensa de tus virtudes/vicios, salvo que quieras saber cómo te percibe la gente cuando apenas te conoce.

Ahora que tienes un sistema de evaluación para medir tus virtudes y vicios, el próximo paso será fortalecer tus virtudes y comenzar a superar tus vicios.
Volver al Menú

AYUDA ESPIRITUAL


Aquí abajo tienes algunos artículos claves y prácticos que te ayudarán a enfocarte para mejorar espiritualmente:


Volver al Menú

COMPARTE TUS COMENTARIOS Y SUGERENCIAS


Aquí abajo puedes compartir cómo te fue con la evaluación, o sugerencias sobre las virtudes que más deberíamos desarrollar como gente de fe, también como los vicios que más deberíamos evitar.

120 e book cover small
120 Mandamientos de Jesús
lista de mandamientos prácticos para discípulos de Jesús
Súmate a la lista de envíos y descarga el pdf gratis!!


 

Escribir un comentario




Completa el rompecabezas abajo y apreta "enviar":